steve jobs

Gracias Seteve

Sí, el título se refiere a Steve Jobs y sí, la imagen de arriba es de Angry Birds. Más de uno se preguntará qué tienen que ver una cosa con la otra (no estoy tan desinformado como otros, por si acaso). Paso a explicarlo:

Ayer he adquirido un Samsung Galaxy Pro (en los siguientes días escribiré un review). Este smartphone tiene la característica de combinar un teclado qwerty físico y una pantalla táctil (no multitáctil). Esta mañana le presté a mi hija el teléfono y para que se entretenga le puse Angry Birds. No tenía idea de si entendería o no el juego, pero para su edad (menos de 4 años) hacer algunos movimientos, combinados con el sonido y las imágenes la podría distraer. Sin embargo, bastó una demostración y ella ya jugaba sola. Pero no solo eso, sino que captó cosas como la inclinación o la fuerza del lanzamiento. Después aprendió por sí sola a cambiar de área escogiéndola entre los números que aparecían. Al poco rato derribaba las estructuras y podía cambiar de escenario o repetir el mismo sin problemas. Y me fue inevitable pensar en dos cosas:

Steve Jobs ha partido

El más grande genio y visionario de los negocios del siglo XX nos ha dejado víctima del cáncer. Tan solo ayer comentaba el libro de Jay Elliot El camino de Steve Jobs y hoy me entero que el fundador de Apple ha fallecido. No lo podía creer, pero el sitio web de Apple confirma la noticia.

Jay Elliot: El camino de Steve Jobs

Acabo de terminar El camino de Steve Jobs, Liderazgo para las nuevas generaciones, escrito por el ex vicepresidente de Apple, Jay Elliot y debo decir que fue una lectura apasionante y es un libro que recomiendo. Aunque hay un pero: quizás para disfrutarlo del todo necesitas saber un poco de la mística detrás de Apple, Steve Jobs y sus productos. Aunque no soy consumidor de ningún producto de Apple (creo que más por economía que por otra razón) sí he sentido su mística en los últimos años.

Steve Jobs, cofundador de Apple es quizás el hombre de negocios más talentoso de la historia y este libro de Jay Elliot nos muestra al hombre detrás del mito, que se equivoca catastróficamente pero que vuelve a comenzar con un nuevo empuje y con una lección aprendida. Al hombre que se obsesiona con el más mínimo detalle: como los íconos en la pantalla, los menús, el piso de una de sus tiendas, los botones de sus dispositivos, etc. Un hombre que sin ser ingeniero, ni desarrollador de software siempre tenía la razón por sobre ellos. Un ejecutivo de negocios con un carisma, insistencia y capacidad de convencimiento sin par.

Suscribirse a RSS - steve jobs